Blog

Lo que deberías saber sobre botellas de vidrio antes de elegir el envase para tu vino (1/2)

La elección de la botella de vidrio adecuada para tu producción de vino es una clave esencial para conseguir éxito a la hora de venderlo. Esta realidad es cada vez más clara, ya que la mayoría de los compradores no se benefician del consejo de un profesional cuando compran su vino en supermercados. Es más, la clientela es cada vez más joven y no siempre entiende todo el léxico del mundo vitícola.

Las 3 formas mas usadas para botellas de vino.

La importancia del envase para el consumidor

Por estas razones el precio y la apariencia del envase de cristal que eliges son las características en las que más se fija la gente para decidir que vino comprar. En juvasa.com tenemos una gama amplia de botellas de vidrio para vino, a precios muy competitivos. En este articulo intentaremos indicarte algunos criterios para elegir la botella que más conviene a tu producto, teniendo en cuenta las características que busca el consumidor, sin olvidar lo fundamental: las que importan al productor.

La Bordelesa

La primera diferenciación que presentamos para elegir tus botellas de cristal se refleja en la organización de nuestro catálogo: se trata de la forma de la botella. Bordelesa, Borgoña y Rhin son las tres formas de botellas de vidrio para vino más difundidas. La más conocida en sin duda la Bordelesa, originaria de Burdeos. Con su gran cuerpo cilíndrico, sus hombros altos y pronunciados terminando en un cuello estrecho, es la botella de vino más común en el mundo. Su forma favorece el almacenamiento horizontal, garantizando que el corcho se queda húmedo al contacto con el vino, y asegurando la buena conservación del producto. Por eso suele ser la botella elegida para envasar tintos de guarda.

La Borgoña

La botella Borgoña también debe su nombre a una provincia del país vecino. Su silueta es a mitad de camino entre la Bordelesa y una botella de cristal para cava. Se caracteriza por unos hombros más suave que los de la Bordelesa, que empiezan más abajo y con un diseño mas suave. De esta manera el cuello aparece como la prolongación natural de las curvas de los hombros. Menos común, esta forma aporta belleza y diferenciación a tus vinos.

La Rhin

La última botella, la Rhin, tambien conocida como Riesling o Alsaciana es la botella de vino más esbelta del mercado. Alargada y con hombros muy estrechos, es típica de las zonas vitícolas en ambos lado del rio Rhin. Se utiliza casi-exclusivamente para envasar vinos blancos tal como el famoso Gewürzstraminer. Colocada de pie ocupa muy poca sitio, y, puesta sobre la mesa, su forma elegante llama siempre la atención de los invitados.

Este sitio web usa cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y recoger información sobre su navegación.
Si pulsa "aceptar" o continua navegando consideraremos que admite el uso e instalación en su equipo o dispositivo.
Encontrará más información en nuestra Política de cookies.